Piel, ojos y cabello, indicadores de salud

Los síntomas de los ojos rojos - cuida tu salud
Tiempo de lectura: 2 minutos

¿Sabes que el estado de la piel nos delata? Pues atento porque, no solo la piel, sino otros rasgos de nuestro cuerpo, como la fragilidad o la caída del pelo, son síntomas de ciertas alteraciones o enfermedades. En este artículo repasamos las más frecuentes.

Aunque gana más fuerza el componente estético, en muchas ocasiones, padecer episodios frecuentes de cabello quebradizo o sin fuerza puede ser más complejo de lo que pensamos. El estrés diario, una alimentación desequilibrada o cambios hormonales pueden poner en jaque nuestro pelo llegando a padecer dermatitis seborreica o alopecia aleata, pero hay más. En algunos casos, enfermedades como la tiroides, la psoriasis o la diabetes pueden estar detrás de la descamación, la caspa y la caída del pelo.

Los síntomas de los ojos rojos - cuida tu salud

Además, existen otros síntomas que nos pueden hacer dudar de nuestra salud. Por ejemplo, si observamos que nuestros ojos están siempre enrojecidos, irritados o dilatados. Algunos estudios confirman que este tipo de molestias -si se producen en con frecuencia y cursan con dolor ocular- pueden estar asociadas a trastornos cognitivos y demencia, por lo que, en estos casos, lo mejor es consultar con un especialista.

Asimismo, las uñas quebradizas -uno de los principales motivos de consulta al dermatólogo- son otro signo que deberemos tener en cuenta para prevenir. Con frecuencia, detrás de unas uñas con tendencia muy habitual a romperse o quebrarse en capas se esconden episodios de anemia, déficits vitamínicos, e incluso, alteraciones hepáticas.

Las principales enfermedades de la pielPor último, y no menos importante, deberemos estar vigilantes ante la aparición de nuevas manchas en la piel. Además d
e la exposición prolongada a los rayos
solares y de las denominadas “manchas de la edad”, existen ciertas patologías que derivan en la aparición de manchas oscuras en nuestra piel. En estos casos, nuestro cuerpo puede estar diciéndonos algo más. Algunas enfermedades hepáticas (como la
hemocromatosis) puede provocar estos síntomas de coloración en la piel. En otras ocasiones, las manchas blancas en distintas zonas de nuestro cuerpo pueden traducirse en una falta de vitaminas y una dieta incorrecta. 

Si te sientes identificado con cualquiera de estas alertas, escucha a tu organismo. Ante cualquier duda ponte en manos de un especialista que pueda diagnosticar cada caso a tiempo y administrar el tratamiento más oportuno.

27 Dic, 2016

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suelo pélvico: qué es y cómo fortalecerlo

Suelo pélvico: qué es y cómo fortalecerlo

El suelo pélvico suele ser una zona del cuerpo desconocida para muchas personas. Es importante conocer sus características y mantenerlo tonificado para evitar su debilitación y que nos afecte física o emocionalmente. Si llevamos a cabo una correcta tonificación del...

leer más
¿Cómo quitar las patas de gallo?

¿Cómo quitar las patas de gallo?

Una de las consultas que más nos llegan a nuestras clínicas Almusalud es cómo quitar las patas de gallo. Pero, ¿sabes qué son las patas de gallo? Es como se denomina coloquialmente en medicina estética a las arrugas que se producen en la piel del contorno externo del...

leer más
Diferencia entre fisioterapia y osteopatía

Diferencia entre fisioterapia y osteopatía

A menudo surge la duda sobre la diferencia entre fisioterapia y osteopatía en los pacientes que acuden a las clínicas de Almusalud. Ambas espacialidades se confunden ya que, en la mayoría de casos, suelen utilizar tratamientos manuales para tratar las dolencias. A lo...

leer más
Tercera dosis de la vacuna: respondemos todas tus preguntas

Tercera dosis de la vacuna: respondemos todas tus preguntas

La Agencia Europea del Medicamento (EMA) ya ha dado el visto bueno a que se administre una tercera dosis de la vacuna contra el COVID-19. Esta tercera dosis se inoculará a la población mayor de 18 años cuando hayan pasado seis meses después de la segunda dosis....

leer más